SOBRE “UNA HISTORIA DEL ARTE OF BORDER ART”

Texto leído durante el Foro de presentación de participantes de la exposición Didáctica II, Sala de Arte Álvaro Blancarte, UABC, Tijuana (28 de abril de 2017).

Cedula recortada

SOBRE UNA HISTORIA DEL ARTE OF BORDER ART

Desde los noventa, cada cierto tiempo hago obras visuales. Casi todas han sido públicas y han formado parte del contexto del arte fronterizo y la poética experimental transnacional en que me he formado.

Screen Shot 2017-04-28 at 01.11.09

Las obras artísticas que he hecho generalmente han combinado escritura y géneros de comunicación visual como anuncios, letreros, postales, señales de tránsito, posters, espectaculares.

Screen Shot 2017-04-28 at 01.11.27

Para Una Historia del Arte of Border Art tuve en mente otros géneros de comunicación visual: el gafete, la ficha técnica, las gráficas, las listas, la línea de tiempo, los recados de oficina y, finalmente, el “cuadro” de una exposición.

Una Historia del arte - completa
Una Historia del Arte of Border Art, 2017

También pienso siempre en las filas, las columnas, el muro.

En un cubo blanco, toda obra de arte visual pronto se vuelve un evento de lectura alfabética. Apenas nos acercamos a una pieza expuesta, buscamos la cédula para leerla.

Leer la cédula de una pieza expuesta es un acto impulsivo de crítica de arte. Las exposiciones nos invitan a ser críticos de arte, más que asistentes o participantes.

¿Cómo hacer una pieza visual que utilice abiertamente la inercia de la lectura alfabética (dirigida secretamente hacia la crítica de arte) en lugar de sólo ocasionarla incidentalmente?

Estamos en el inicio de un nuevo periodo del arte fronterizo. Decidí, por tanto, hacer una obra de arte visual que revisara esta historia de arte. Esta pieza podría ser usada como autocrítica o didáctica de cara a este re-start.

Esa Historia del arte fronterizo no debía ocasionar una lectura alfabética lineal, debía impedir esa inercia desde la lectura de la cédula misma.

Debido a que la Historia del arte fronterizo ha ocurrido en dos idiomas, en ambos lados de la frontera México y Estados Unidos, escribí cada texto tanto en español como en inglés.

Estos textos deben sostenerse como una investigación que puede ser verificada, no son ocurrencias o datos arbitrarios, sino una identificación sistemática de hechos estructurantes del arte fronterizo, basándome en mi investigación permanente de esta Historia.

1991 Gomez Peña Recortada

Esta pieza visual es también un modo de resumir un libro que podría tener 250 páginas.

Elegí los eventos que probaron haber dado forma al arte fronterizo, desde su inicio tácito en los años ochenta.

Ordené esos hechos cronológicamente.

Al redactar los textos, cotejar datos, revisar su orden, me sorprendió la Historia que surgió. Aparecieron claras constantes que determinan esta historia. Una historia de flujos y modos de canalizarlos o interrumpirlos. Fueron evidentes los factores principales que han construido al arte fronterizo.

Pero no cedí a la tentación de convertir una obra de arte visual en una mera superficie de comunicación lineal, con un mensaje y Significado transparentes.

Decidí que estos textos debían caber en gafetes, como los de la pertenencia institucional o invitación eventual.

Screen Shot 2017-04-28 at 01.25.20

Para no hacer una obra que tuviera una lectura lineal, decidí ensamblar, mediante cut-up, la versión en español con la versión en inglés. Esto lo hice doblando el papel de la versión en inglés y colocándola sobre la versión en español. Uniéndolas con una etiqueta de precios, en que mecanografié el año correspondiente.

Este cut up produce una lectura distinta a la convencional, no sólo por estar en dos idiomas sino por provocar accidentes semánticos, parataxis, zonas de difícil lectura o quiebre.

Otro efecto de unir estas dos mitades es que una parte de la información se pierde, se fragmenta. El texto se lee, otra vez, como un rompecabezas. Es una Historia que es una contra-historia.

1990 Foto Canclini

En los años en que no hay dato de un evento estructurante, decidí registrar lo que sucedía en ese tiempo en el arte fronterizo mediante dos juegos de sellos de oficina (español e inglés); sellos de cancelación, copia, captura, pagos, actos administrativos, burocráticos.

El proceso principal que dio forma a la pieza es el doblez, la franja de la división, yuxtaposición y encuentro asimétrico de los papeles. Por ejemplo, el título mismo de la obra es resultado de este procedimiento. De tal manera que al unir físicamente las dos cédulas, el título resultante fue “Una Historia del Arte of Border Art”.

24. Esta pieza es un archivo, donde se cuenta una Historia de cómo las instituciones cobijan, asesinan y resucitan “arte fronterizo”, según les convenga políticamente. Es una Historia, a la vez, fría y brutal, es decir, una Historia oficial.

Una Historia del Arte of Border Art

Esta obra visual también, por ser un relato, es un tablero de lectura estética que invita a una lectura visual muy variable, dependiendo del nivel de interés y conocimiento de sus usuarios. Se puede leer con curiosidad y paciencia, silencio y reconstrucción. O se puede leer entre dos o más personas mediante una conversación que llene las pérdidas de texto (o memorias) o la brecha idiomática. O puede también leerse como una pieza sonora dando voz al texto resultante.